Congreso de patología dual 2015

Desde hace tiempo, se sabe que existe una predisposición genética y una vulnerabilidad psicopatológica intrínseca en la persona que la lleva a consumir sustancias y drogas como forma de automedicación y derivando en algunas personas a un uso inadecuado, abuso o desarrollar una verdadera adicción. Al desglosar el tipo de sustancias más frecuentemente consumidas, de mayor a menor incidencia, encontramos el alcohol, el tabaco, la marihuana y la cocaína, seguidas de medicamentos ansiolíticos, benzodiazepinas e hipnóticos. Especial importancia adquiere el tabaco, la sustancia legal de uso más prevalente tras el alcohol, en el se sabe que el 50% de las personas que padecen una patologia mental diagnosticada o no, fuman y que el 90% de los pacientes con diagnóstico de psicosis o esquizofrenia son adictos a la nicotina frente al 26% de personas sanas que presentan una adiccion al tabaco.

En el Congreso Internacional de Patología Dual celebrado en Barcelona hace unas semanas, se ha hecho especial énfasis en la comorbilidad y coexistencia entre trastorno mental y el consumo de toxicos o sustancias adictivas, lo denominado PATOLOGIA DUAL. Por ello, es importante saber identificar este binomio en el paciente con adicción, así como realizar un diagnóstico precoz y certero, ya que tal y como manifiesta el Psiquiatra Néstor Szerman “siete de cada diez pacientes que consultan por un trastorno adictivo presenta otro trastorno mental, tanto es así que aproximadamente el 55% de los adultos que toman sustancias o drogas de forma abusiva presentará un diagnóstico psiquiátrico a lo largo de la siguiente década de su vida”.

Congreso y afirmaciones

En el mismo Congreso, el Jefe del servicio de psiquiatría del Hospital Universitario Vall d’Hebron de Barcelona, Miguel Casas, afirma que existe una imperante necesidad de aumentar los recursos específicos asignados al abordaje integral de la patologia dual ya que intentar tratar esta patología con recursos, independientes que traten por un lado la adicción y por otro lado los síntomas psicológicos o psiquiátricos son poco efectivos e ineficientes por las graves dificultades de aunar una directriz común de objetivos clínicos y funcionales a largo plazo. Dentro de esta ineficiencia, se identifican las dificultades de accesibilidad y de coordinación en la continuidad de cuidados que facilita el abandono precoz del tratamiento y la poca adherencia terapeutica que inexorablemente conlleva a la recaída de la adiccion y el aumento de la carga de enfermedad.

En la CLINICA IVANE somos conscientes de la dualidad del paciente con patología adictiva, bien a tóxicos como a comportamientos patológicos. Por ello, insistimos en la necesidad de trabajar de forma común con tratamiento que integre ambas patologías, en las que las dos situaciones clínicas, el trastorno mental y el trastorno por abuso de sustancias, deben ser consideradas como entidades primarias y cuyo abordaje clinico y terapéutico prime un tratamiento simultáneo, único e interdisciplinar.

Augusto Zafra Villena. Psiquiatra. Director de IVANE CLINICA.
http://www.psiquiatra-valencia.com