Papel del BDNF como factor protector biológico de la salud mental

Papel del BDNF como factor protector biológico de la salud mental

Sabemos que la depresión está originada e influenciada por múltiples factores. Existen factores predisponentes, precipitantes y mantenedores tanto a nivel biológico, psicológico como social, siendo el origen multifactorial.

Se ha hipotetizado mucho a lo largo de las últimas décadas acerca de las causas biológicas de la depresión y cuales son sus mecanismos subyacentes.

Cuando se habla de la influencia de los factores biológicos en la depresión se tienen en cuenta diferentes alteraciones a nivel genético, estructural u hormonal que pueden estar interviniendo.

A día de hoy lo que sabemos es que parecen existir una serie de alteraciones en neurotransmisores, receptores y transportadores, siendo serotonina y dopamina de los más estudiados. Por otro lado, a nivel estructural, en algunas regiones del cerebro también se han observado diferencias significativas entre sujetos sanos y depresivos; sobre todo en las zonas prefontales, en el hipocampo y en la amigdala.

A nivel hormonal por ejemplo, se ha visto que el papel de cortisol es fundamental  así como su relación con alteraciones metabólicas, el sistema inmunológico y la liberación de factores pro y antiinflamatorios. Pueden afectar directa o indirectamente en la inflación de ciertas regiones cerebrales. Dicha hormona tiene una relación directa con el estrés sostenido por lo que trabajar la tolerancia al mismo y las estrategias de afrontamiento individuales pueden ayudar a modificar su papel.

Relación de las proteínas neurotrofinas con el BDNF

En los últimos años se ha estado estudiando el papel de ciertas proteínas llamadas neurotrofinas en las enfermedades neuropsiquiátricas y neurodegenerativas; siendo la depresión una de las más estudiadas y en concreto su relación con el BDNF (Factor neurotrófico derivado del cerebro).

Este factor, es una proteína que se sintetiza principalmente en el cerebro, con mayor presencia en regiones como el hipocampo y la corteza cerebral. Se encarga de regular la síntesis de nuevas neuronas (neurogénesis) a través de su maduración ya que proceden de células madre que podemos encontrar en hipocampo. Además, regula el correcto funcionamiento de las neuronas así como protege la integridad estructural, impidiendo su muerte prematura. Esto ayuda a mantener las funciones cognitivas sanas, relacionándose con la memoria a largo plazo, con la capacidad de aprendizaje y con otros procesos cognitivos.

Por otra parte, se ha relacionado con el desarrollo de diversas enfermedades neuropsiquiátricas y degenerativas, hallándose que sus concentraciones están generalmente bajas

En concreto en la depresión ha sido objeto de estudios en los últimos años, ya que se han encontrado evidencias de que las concentraciones cerebrales de BDNF parecen estar alteradas en comparación con sujetos sanos. Esto a su vez parece tener cierta relación con la respuesta a los antidepresivos, que de por sí pueden según algunas evidencias, influir positivamente en la concentración de BDNF. En este sentido se están investigando nuevos fármacos cuya diana terapéutica sea dicho factor.

Independientemente, no es preciso esperar a tener fármacos que nos ayuden a aumentar las concentraciones de este factor ya que sabemos que existen varias formas de incrementarlo directa o indirectamente. La práctica de ejercicio regular por ejemplo, sobre todo al aire libre es una de las actividades más beneficiosas en este sentido, acompañada sobre todo de una dieta saludable y que favorezca la potenciación de factores antioxidantes y antiinflamatorios.

Fomentar prácticas que favorezcan la reducción del estrés para mejorar la calidad de vida

Por otra parte, el aprendizaje constante favorece la creación de nuevas redes neuronales y la actividad del BDNF, por lo que es preciso crear entornos que favorezcan dicho aprendizaje. A esto hay que añadir que las prácticas que favorezcan las reducción del estrés así como la adquisición de herramientas para un mejor manejo del mismo; favorecerán a la larga una reducción de la sintomatología ansioso-depresiva, una mejora del rendimiento cognitivo y en general una incremento en la calidad de vida.

 

Dr. Fernando Andrés España. Psiquiatra en IVANE SALUD.

IVANE SALUD by Zafra. Avenida Baleares 11. 46023 Valencia.
CLÍNICA ZAFRA. Calle Clariano 2. 46021 Valencia.

Compártelo en las redes

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Categorías
Archivos
Últimas entradas
Heridas emocionales de la infancia y del pasado

Heridas emocionales de la infancia y del pasado

Adicción al tabaco en adolescentes

Adicción al tabaco en adolescentes

Trastorno esquizoafectivo o esquizofrenia afectiva

Trastorno esquizoafectivo o esquizofrenia afectiva

Abrir chat
Hola ¿En qué te podemos ayudar?
Whatsapp Ivane Salud
Hola 👋
¿En qué te podemos ayudar?