Superar la pérdida de un bebé deseado es un proceso complicado para cualquier pareja y que lleva no solo tiempo sino también mucha voluntad. Poder atravesar el duelo gestacional de manera consciente es fundamental para poder liberar lo que nos pasó y salir adelante, evitando entrar en ese pozo de angustia que llamamos depresión.

Como cualquier otro duelo, la perdida gestacional necesita tiempo para superarse y para lograr sanar esa herida que probablemente nos acompañe en menor o mayor medida durante toda nuestra vida. Cada mujer tiene su plazo y su entorno debe respetar el espacio que se necesita para poder mejorar, evitando cualquier tipo de presiones externas que solo lograrán empeorar la situación y tratar de acelerar algo que debe transcurrir de manera natural. Por no hablar de que, por supuesto, también el padre y los familiares de la pareja pasan por un proceso de pena y pérdida.

En el artículo de hoy te damos algunas recomendaciones para sobreponerte a tu pérdida gestacional de la mejor manera posible, sin apuros y tomándote el tiempo que necesites para ello.

Cómo superar el duelo gestacional

Afrontar y superar la pérdida de un embarazo no solo es una experiencia muy íntima y personal, sino que cada pareja en particular suele vivir este proceso de una manera diferente. Los motivos por los que suceden los abortos espontáneos son diversos y pueden ocurrir en distintas etapas del embarazo. Si bien no existen formulas mágicas para lograr sobreponerse a un duelo gestacional, sí podemos tener en cuenta algunas recomendaciones para tratar de disminuir el dolor.

Nuestra Recomendaciones

• Buscar ayuda profesional. Este es uno de los puntos fundamentales para la superación de cualquier duelo, sobre todo cuando notamos que las emociones y pensamientos negativos perduran durante mucho tiempo. Buscar a una persona cualificada que nos escuche y sepa darnos alguna solución o alternativa para nuestro malestar es lo ideal.
• Eliminar la culpa. Es muy frecuente que al sufrir un aborto espontaneo, las mujeres nos sintamos responsables de lo sucedido. Lo cierto es que este tipo de sucesos son inesperados y en la mayoría de los casos, impredecibles e inevitables. No agregues a tu tristeza un sentimiento de culpa que no tiene fundamento y que solo te hará más daño.
• No te cierres. Muchas personas creen que luego de haber perdido un embarazo, ya no podrán tener hijos o que sufrirán este tipo de inconvenientes en cada gestación Se trata de un temor muy recurrente y la mujer siente miedo de tener que atravesar la misma penuria una vez más. Estadísticamente, el 90% de las mujeres que han sufrido un aborto espontaneo, logran tener una exitosa segunda gestación, por lo que no debes cerrarte ante la posibilidad de volver a concebir y hacer realidad tu sueño de ser mamá. En la mayoría de los casos, las pérdidas son situaciones únicas y aisladas.
• El amor de pareja. Apoyarse en la pareja es fundamental para atravesar el duelo, ambos están atravesando este proceso doloroso y acompañarse mutuamente es la mejor manera de sobreponerse ante la pérdida.