El aislamiento social y las consecuencias sobre sobre nuestra salud

Siempre se han existido personas que han buscado activamente el aislamiento social por fundamentos espirituales o religiosos, pero en otras ocasiones es la necesidad o la obligación la que motiva buscar esa soledad.

Asimismo, el distanciamiento de los demás y la tendencia a recluirse se entiende como un síntoma en diversas enfermedades mentales, como la depresión, los trastornos de ansiedad u otros trastornos del espectro de la esquizofrenia.

Consecuencias del aislamiento social a nivel fisiológico y psicológico

A lo largo de los años numerosos estudios han buscado los efectos de la soledad en modelos animales, tanto con ratones, primates… Pero existen diversos estudios del efecto de la soledad en humanos, ya que bien sea de forma voluntaria o como consecuencia de una enfermedad o las circunstancias; todo apunta a que el aislamiento social tiene consecuencias a nivel fisiológico y psicológico:

  1. A nivel psicológico se ha evidenciado que el aislamiento social produce decaimiento anímico e incremento de los pensamientos negativos y pesimistas; aumenta los niveles de ansiedad y acentúa diversas fobias. Se produce también una tendencia a vivir como hostiles algunas situaciones sociales que antes considerábamos convencionales. Por tanto de forma general las relaciones sociales resultan menos satisfactorias tras episodios de aislamiento prolongado.

Hay estudios que han relacionado el encontrarse en soledad con un empeoramiento del descanso nocturno y un aumento de la fatiga durante el día; lo cual estaría relacionado con la reducción del sueño de ondas lentas y aumento de despertares a lo largo de la noche que ha podido verse en personas viviendo en soledad.

2. A nivel cognitivo, está demostrado que personas que se mantenían en soledad, obtenían peores resultados en pruebas aritméticas y de asociación de palabras. Además, tenían un mayor riesgo de deterioro cognitivo relacionado con su edad. De alguna manera, es como si la estimulación social con seres de misma especie fuese necesaria para mantener un adecuado equilibrio a nivel atencional, de concentración y de aprendizaje.

A modo de cómo el ejercicio tonifica la musculatura, el estímulo social es necesario para un correcto equilibrio cognitivo y un preventivo de un deterioro conforme cumplimos años.

3. A nivel neuroendocrino se ha objetivado como la soledad provoca un aumento de la producción de noradrenalina y aumento de niveles de cortisol (tanto a nivel basal como ante factores estresantes). Este aumento hormonal estaría relacionado con comportamientos más impulsivos; tanto de huida/evitación como de enfrentamiento/lucha ante situaciones de amenaza percibidas por el sujeto.

Otros cambios observados a nivel endocrino incluirían una desregulación en el eje hipotálamo-hipofisario y aumento del tono vascular simpático, que provocarían aumento de la resistencia vascular, y por tanto a largo plazo hipertensión arterial.

4. A nivel inmunitario, el aumento de noradrenalina también estimularía las células madre sanguíneas de la médula ósea para que se diferenciasen en monocitos inmaduros, que mostrarían altos niveles de expresión de genes implicados en la inflamación y una disminución en la expresión de genes implicados en la respuesta antiviral. Estas células poco especializadas con acción antiviral mermada supondrían que las personas que padecen aislamiento social, tienen una respuesta inmune menos eficaz y por lo tanto una mayor vulnerabilidad para padecer infecciones virales.

En conclusión, el vivir con unas buenas relaciones sociales supondría mantener la salud no solo a nivel psíquico, sino también inmunitario, endocrino, cognitivo y del descanso nocturno. Como especie, el ser humano vive en sociedad y necesita socializarse en mayor o menor medida para favorecer a nivel individual una adecuada salud física y mental.

Dra. Charo Genovés. Psiquiatra y Directora Terapéutica de IVANE SALUD.

Unidad de Salud Mental y Psiquiatría Hospitalaria en Hospital Vithas Valencia al Mar.

Clínica de Desintoxicación y Patología Dual en Hospital Vithas Aguas Vivas.