¿Cómo facilitar la recuperación del paciente con problemas de Salud Mental?

La Salud Mental es la base para el bienestar y el funcionamiento de la persona y de la comunidad. Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), 1 de cada 4 personas tendrá un trastorno mental a lo largo de su vida y dependerá del conjunto de factores personales, sociales, ambientales, de las alteraciones químicas o físicas del cerebro, de la predisposición genética o del consumo de drogas, entre otros.

Se podría definir un trastorno mental como una alteración de tipo emocional, cognitivo y/o de comportamiento en el cual los procesos psicológicos están afectados. Por lo que la emoción, la motivación, la conducta, la percepción o la sensación dificultan a la persona en su adaptación al entorno cultural y social donde vive y ocasionan un malestar subjetivo.

La recuperación en la salud mental es un proceso de vida en el que se va avanzando continuamente realizando un aprendizaje que no tiene fin. Es importante conocer que aspectos pueden facilitar la recuperación de la persona con problemas de salud mental teniendo en cuenta su perspectiva.

A continuación, aparecen algunos de los aspectos a tener en cuenta para lograr la recuperación:

  1. Tener una vida social activa, rompiendo con el aislamiento.
  2. Proponer objetivos a corto plazo o dividir los objetivos en otros más pequeños para que sea más fácil lograrlos.
  3. Rodearse de personas, tanto familiares como profesionales, que confíen en la recuperación para que ayuden a avanzar y afianzar los objetivos logrados.
  4. Buscar grupos de apoyo de personas que hayan pasado por situaciones similares y las hayan superado.
  5. Asumir responsabilidades propias para que no delegar en otras personas y retomar el control de su vida.
  6. Tomar decisiones sobre la vida y sobre la salud propia.
  7. Adquirir unas rutinas con actividades y horarios para sentirse útiles y recuperar el sentido de la vida.

Por otro lado, los profesionales sanitarios tienen un papel relevante a la hora de ofrecer soporte dentro de la recuperación del paciente. Algunos de los aspectos a considerar son:

  1. Poner el foco de atención en las capacidades de la persona y en como potenciarlas.
  2. Favorecer y facilitar la participación de los pacientes en la toma de decisiones.
  3. Aceptar la recuperación de una forma individual y singular, ofreciendo apoyo a las aspiraciones personales y aceptar el ritmo de cada persona.
  4. Realizar una evaluación sobre los servicios disponibles para la familia y el paciente.
  5. Promover que la familia colabore en el entorno del paciente, de modo que se preste atención a las necesidades que puedan surgir o a detectar situaciones que puedan generar estrés o sean perjudiciales para la persona.
  6. Los profesionales de la salud mental han de garantizar un trato empático y próximo para que la relación suponga un motor de cambio.
  7. Promover la planificación de pasos dentro de la recuperación en conjunto los profesionales, la familia y el paciente.
  8. Planificar posibles crisis.
  9. Facilitar espacios de apoyo mutuo entre personas con problemas de salud mental.

Como se ha visto, en el proceso de recuperación del paciente intervienen varios aspectos como el papel de los profesionales, el del paciente, los dispositivos disponibles, la familia u otros allegados, el apoyo entre iguales… Todos estos factores han de ser tenidos en cuenta e integrarlos en la recuperación de la persona para que consiga dar sentido a su vida y sentirse satisfecho.

Clara Díez. Psicóloga de IVANE SALUD.

Dr. Augusto Zafra. Psiquiatra. Director de IVANE SALUD.

Unidad de Salud Mental y Psiquiatría Hospitalaria en Vithas Hospital Nisa Valencia al Mar.

Clínica de Desintoxicación y Patología Dual en Vithas Hospital Nisa Aguas Vivas.